“…Domingo Monterrosa…Era un tipo muy inteligente y tenía cierto tipo de encanto. Era listo.”

¿Hubo algún personaje en ese momento que te quedó pendiente de entrevistar?

Por supuesto, creo que con D’Aubuisson tuve solo una entrevista de esas fugaces. Estaba borracho y solo duró 15 minutos, me hubiera encantado hablar mucho más con él y preguntarle por Monseñor Romero y cosas así. Conocí al coronel, después general, Domingo Monterrosa. Lo entrevisté varias veces. Era un tipo muy inteligente y tenía cierto tipo de encanto. Era listo. Sabía relacionarse con la prensa, que no era el caso siempre con los militares, que siempre metían la pata. Pero lo que en ese momento era el primer premio, ganar la lotería, era entrevistar a uno de los comandantes guerrilleros. En ese momento, el gran mito era entrevistar a Joaquín Villalobos. Como periodista hubieras dado tu brazo derecho por tener la entrevista con él. No lo logré, era muy joven, no conocía muy bien el país y no tenía contactos lo suficientemente buenos. Creo, también, que muy poca gente lo entrevistó.

¿Estás al tanto de la intención de borrar a Monterrosa de la historia militar salvadoreña?

De algo me enteré, la verdad es que no conozco los detalles. Es digno de una película la especie de duelo que hubo en esos años entre Villalobos y Monterrosa. Es para una película. El duelo del ‘far west’ pero en contexto salvadoreño. Los gringos decidieron que oriente era donde estaba el problema, pusieron a su mejor militar ahí, en San Miguel, y fue un duelo declarado entre Monterrosa y Villalobos. En lo militar, para gente a la que le fascina la táctica militar y la guerra de guerrillas, esa época tiene que haber sido algo muy digno de estudio.

Entrevista a periodista y autor John Carlin. Lea el resto de la historia en www.laprensagrafica.com